Últimos temas
» Confesionario.
Jue Sep 10, 2015 2:00 pm por Nicolette Beaumont

» Fairy Tail Adventure Magic||Afiliacion|| Normal
Miér Jul 02, 2014 6:27 pm por Invitado

» Saint Seiya Eternal Spirit [Elite]
Miér Mayo 28, 2014 2:50 am por Invitado

» Paradisu Inferus [Confirmación]
Vie Mayo 16, 2014 3:28 pm por Invitado

» Project Fear.Less - Normal
Lun Abr 28, 2014 10:16 am por Invitado

» Lost Dimensions - Afiliación Normal
Mar Mar 04, 2014 8:56 pm por Invitado

» Empareja al de arriba
Mar Feb 18, 2014 5:39 pm por Diedrich von Mayer

» Pokémon Vaffost [Afiliación Normal]
Mar Feb 18, 2014 7:01 am por Invitado

» Copy paste.
Mar Feb 18, 2014 1:25 am por Nicolette Beaumont


Ravenwood [Personajes Canons]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Ravenwood [Personajes Canons]

Mensaje por Montesquieu Academy el Dom Dic 16, 2012 6:13 pm

Normas y aclaraciones »

Por ahora sólo están disponibles los personajes de las dimensiones de TL, CSC y RW, próximamente se publicaran los personajes de la dimensión humana.

Antes de la obtención del personaje deseado se deberá proceder a cumplir con un casting. Esto consiste en pedir en este tema mediante un post el personaje deseado, posteriormente un Admin abrirá un tema en la sección de pruebas proveyéndote de una situación que deberás efectuar mediante un post de rol en el que debes simular ser el personaje canon que deseas, y deberás de rolearlo lo más apegado posible a este. Este post será calificado con una puntuación 1-20, si tu puntaje supera los 15 puntos podrás entonces crear una cuenta respectiva para el Canon y publicar una ficha oficial de este.

En esta mini-ficha brindamos información lo más detallada posible sobre cada personaje predeterminado. No obstante, en la ficha oficial esta información deberá completarse y expandirse, definiéndolos un poco mejor, esto sin perder la esencia del personaje en cuestión.

it's important



Scarlet Annette Von Goethe » not available
Habilidades

Posee las habilidades de un vampiro común y corriente las cuales son agilidad, fuerza y una inminente rapidez, además de tener un gran sentido auditivo y una perfecta descifración de auras y descubrimiento de éstas mismas.

Su poder es el de canalizar y realizar grandes concentraciones de energía, al tanto de dispararlas y/o hacerlas estallar. Generalmente toma aquella energía de todo lo que está presente físicamente, tanto en el aire como en la materia, o así mismo, todo lo que está presente en su ambiente.

Encima de todo esto, puede hacer que la energía en los cuerpos vivientes se canalice, llegando al grado de hacerla estallar en el cuerpo mismo, causando daños internos.

Otra característica es que, al indagar por tantos años en los libros de magia, puede convocar armas de fuego y armas blancas, utilizándolas en cualquier segundo que desee y es que, en su interior ha creado una reserva mágica artificial, haciéndola esto verdaderamente poderosa.

Personalidad

La mejor manera de conocer la psicología de Scarlet es apreciando su mirada entre carmín y achocolatada. En ésta se demuestra todo y a la vez nada. Es como una especie de ventana a su alma la cual, en pocas y extrañas veces está abierta para que echen un vistazo hasta ella. Mayoritariamente demuestra seriedad y neutralidad, con gestos poco cambiantes y especialmente fríos. De emociones y sentimientos reservados. Nunca se le verá con otra conducta diferente a la que se ha descrito antes. Generalmente precavida con sus acciones. Detesta los seres que expresan todo lo que sienten en simples palabras debido a que ella no puede imitar lo que ellos hacen. Psicología grandemente subjetiva y es que, no es como cualquier joven demostrativa y adorable; ella es apacible más sin embargo, no deja que intenten siquiera sobrepasarse con ella.

Su sonrisa es como un rayo inminente de luz. Nunca se le verá sonriendo, por ello es que aquella curvatura de labios es clasificada como un destello solar y es que, diminutas y contadas veces es capaz de utilizarla. Su semblante no varía entre lo neutral y frívolo. Plenamente acostumbrada a no demostrar nada en sus gesto más que sólo formalidad. Seria y con una presencia imponente. Temerosa para cualquiera debido a que libera un aura densa y que podría perturbar a todos los inferiores a su alrededor. Su presencia es como un esperpento, deformando todo a su alrededor debido a lo poderosa que es. Su sola representación puede causar escalofríos y nauseas, alejando casi instantáneamente a todo aquel ser que quisiese acercarse hasta ella.

De gran inteligencia y sumamente estricta con lo que quiere. No es fácil hacerla cambiar de opinión debido a ser muy terca y contradictoria consigo misma. Su palabra es la ley y, todo aquello que ordene, se debe hacer a la perfección. Es una muchacha perfeccionista por naturaleza. Detesta los errores, aborreciéndolos a tal grado que si alguien los comete, lo hará pagar graves consecuencias. Todo su mandato debe ser perfecto, para que así, todos olviden al gobierno anterior como lo era el de su padre. Fiel seguidora de las leyes, aunque no exactamente todas… Puede estar de acuerdo con todas aquellas normas más sin embargo, aquellas que no la beneficien en ningún momento, las dará por altas, eliminándolas de lo que podría calificarse como, su pequeño sentido de la justicia y es que, ella impone una ecuanimidad diferente a la que los demás plantean. Es desquiciada y severa en cuanto a temas de su dimensión y del tratado, el cual no hace demasiado, se inició, al menos para ella que ya lleva siglos y siglos de vida. Está dispuesta a eliminar a todos los factores que interrumpan lo que quiere en cuestión de segundos. Detesta las interrupciones y el que intenten hacerla cambiar de puntos de vista. Su palabra es la ley y se debe cumplir como ella dice. Es mejor no hacerla enfadar y tratarla con cuidado es indispensable.

Sumamente orgullosa. No admitiría sus errores jamás y es que, se esfuerza grandemente por no cometer ninguno y cuando lo hace, hará todo para remediarlo sin que se den cuenta de ello y solo noten que todo está como era antes. Terca, demasiado terca, siempre deberá de tener la razón si o si y cuando no la tenga o intenten quitársela, la buscará a como dé lugar. Su forma de hablar es estricta, demostrando neutralidad y frialdad, sumamente juiciosa y exacta. No dará una opinión a menos que sea necesario. Ella prefiere observar, analizar y luego hablar. Todo lo que pronuncia generalmente sale de sus labios con suma elegancia. Su semblante es serio y neutral, teniendo la manía de cerrar los ojos y cruzarse de brazos sólo para escuchar con total calma a lo que dicen.

Inteligente, astuta, perspicaz, son los adjetivos que describen una personalidad egocéntrica y que piensa que es superior a cualquiera. Aunque claro, esto es lo que da a conocer sólo físicamente debido a que en su interior oculta una psicología mucho más apacible y humilde, la cual, debe de esconder debido a su puesto como líder. Y es que, el aparentar ser prácticamente una muñeca de hielo es esencial para su trabajo. De esa manera nada ni nadie al pensar que es una simple mujer además de ser joven, podrán controlarla y/o manipularla y es que, quien intente aquello descrito será eliminado de su campo visual en sólo segundos debido a que detesta que lo intenten o siquiera lo piensen.

Historia

Scarlet es el producto de la unión de dos vampiros de sangre pura. Podría decirse que el apellido Von Goethe está en sus células y es que, aquella unión es la más poderosa de toda su dimensión. Hija del líder de Ravenwood, uno de los vampiros más imponentes y poderosos que para ese período de tiempo pudiese existir y, así mismo, por ende, la heredera de todo aquel reino. Siendo hija única y teniendo la potestad de que, a la mayoría de edad, pudiese reclamar lo que le pertenecía, siempre y cuando, estuviese plenamente preparada para poder gobernar aquella tierra.

Desde su niñez, estuvo obligada a prepararse tanto psicológica como físicamente para poder así, pronto gobernar la tierra de Ravenwood. Fue sometida a una educación estricta, aprendiendo todo, absolutamente todo acerca de su dimensión y las artes que ahí se practicaban. Su entrenamiento físico fue duro para apenas tener aquella edad. Para muchos, su padre estaba siendo sumamente estricto y desquiciado con su hija, no obstante, no podían hacer nada al respecto para poder detenerle. Scarlet por supuesto, sólo obedecía a las órdenes, no teniendo una conciencia plena aún de lo que estaba haciendo.

Pronto no tardo en conocer a Gerard Fernández, el cual, era hijo del que para ese tiempo, era el capitán y mano derecha del padre de Scarlet. Al principio existía cierta rivalidad entre estos dos jóvenes, no obstante, luego de cierto tiempo, fueron comenzando una gran amistad, haciendo así que la alianza entre las dos familias tomase mucha más fuerza. Fueron sometidos juntos a todos los criterios que sus progenitores daban, tanto pruebas físicas, como de intelecto y hasta para demostrar sus habilidades en el poder con el cual habían nacido.

La dimensión al ser totalmente independiente, se sustentaba de todo lo que producía, teniendo unos buenos años, más sin embargo, tras toda esa fachada de tranquilidad, existían ciertas cosas que habían de cambiar. Detrás del gobierno había algo más en lo cual, el líder y capitán, estaban llevando a cabo.

Ya estando en plena fase de adolescencia, Scarlet poseía gran poder y habilidades no obstante, éstas no superaban aún las expectativas de su padre. La joven totalmente frustrada, decidió entrenar por su cuenta, consiguiendo luego una institutriz altamente capacitada para su formación intelectual y, al mismo tiempo, mágica. Y es que, ella debía de aprender todas las artes que se practicaban en su dimensión debido a que, su poder debía estar por encima del de todos al momento de tomar posesión del gobierno de Ravenwood. La pelirroja estaba tan enfocada en conseguir lo que tanto anhelaba: La aprobación de su padre; tanto era así que, se había alejado de lo que era su mejor amigo, no sabiendo absolutamente nada de las consecuencias que esto atraería.

Una tarde, pudo apreciar el cómo Gerard actuaba de una extraña manera. Sentía un aura de depresión por parte de él la cual, le incomodaba de cierta manera. El joven de cabellos azules se despidió de ella, con la excusa que su padre le necesitaba, más sin embargo, se estaba entregando a lo que iba a ser su perdición. Unos guardias del gobierno irrumpieron en la habitación, pidiendo grandes disculpas a la muchacha y, posteriormente, atrapando al chico y prácticamente, arrastrándolo hasta fuera. Scarlet se quedó estática en su lugar, con la mirada perdida en la puerta y sumamente confundida. ¿Qué es lo que estaba pasando? El castillo para ese día estaba sumergido en un gran bullicio y su padre no aparecía por ninguno de los rincones de éste.

Entonces, decidió encargarse de todo. Concluyó el seguir a uno de los guardias hasta lo que era el sótano del castillo al cual, tenía la entrada completamente prohibida, más sin embargo, pudo escabullirse hasta él, con la ayuda de las habilidades que había podido conseguir manejar. Se adentró hasta lo más profundo y obscuro, llegando hasta una gran puerta y, asomándose con gran sigiles. Allí dentro se encontraba encadenado a una gran piedra lo que era un muchacho. El rostro de ella demostraba gran sorpresa, la cual, se incrementó más aún al descubrir que se trataba de Gerard. Escuchó a lo que decía su progenitor y el capitán Fernández. Pronto grandes luces comenzaron a aparecer, sumergiéndose todo de repente en una gran penumbra, apareciendo después una bestial aura, densa y que hizo que se retorciese de temor de repente.

Sólo pudo recordar que… Intentó salvar a Gerard de lo que estaban intentando hacer. Más, no pudo y sólo recibió un castigo durante muchos días, estando encerrada en su habitación y no pudiendo hacer más nada para ayudar a su amigo. Luego de aquello, apreció a Gerard mucho más distante y, en su rostro apareció una extraña marca, la cual parecía una especie de daga, que, atravesaba su ojo derecho, pero que sin embargo, ella no se rendía en poder brindarle su ayuda, consiguiendo pronto que volviese a ser el mismo pero, con una presencia más imponente y con algo más qué ocultar. Se sentía impotente de no poder escuchar a lo que su amigo quería gritar, debido a que, su padre ahora le estaba estrictamente vigilando que ella no cometiese ninguna otra estupidez.

A su mayoría de edad pudo al fin hacerse cargo con el puesto de líder de Ravenwood, opacando al gobierno que anteriormente su padre había establecido y, leyendo todos los informes de la historia de la dimensión, buscando una respuesta a lo que había visto años atrás en lo cual, Gerard, el ex capitán y su padre habían participado. Pronto descubrió que se trataba de un tabo y que se llevó a cabo escondido de la asamblea de Ravenwood. Por segundos quiso hacer pagar a su padre por lo que había hecho más sin embargo, se contuvo e hizo que sus guardias más cercanos le realizasen un interrogatorio en el cual, obtuvo más respuestas a sus dudas.

Al cabo de algunos años en el poder, decidió que el próximo capitán y su mano derecha sería Gerard Fernández, realizando una asamblea en la cual, su propuesta había salido victoriosa, llevándolo al mando y otorgándole al fin el puesto que se merecía. Con el pasar del tiempo, lo que era su amigo, se fue volviendo mucho más cercano a como era antes en la niñez, ya sabiendo ella lo que le habían hecho más sin embargo, él no podía saber acerca de sus conocimientos por lo que, buscaría salvarle en cuanto recaudara más experiencia e información.

Nuevamente los años marcaron un pasado y, algo misterioso volvió a ocurrir. ¿Quién iba a pensar que el puesto de Líder iba a ser tan tedioso? Sinceramente por como gobernaba su padre lo hacía lucir demasiado fácil. Aunque claro, Scarlet tuvo que realizar varios cambios en aquel gobierno para que nada ni nadie interfiriesen con lo que ella quería. En una tarde, se encontraba recorriendo el jardín del castillo, después de buscar una solución en aquellos molestos y largos libros de magia. Entre los arbustos apreció lo que era ser un bebé, lloriqueando y liberando varios hipidos. La pelirroja se quedó estática. ¿Pero qué mierd…? Fue lo que pensó luego de salir de su trance, tomándolo automáticamente entre sus brazos y, posteriormente sintiendo una extraña aura desconocida y densa. ¿Qué era aquello? Era poderosa y diferente a todos los habitantes que vivían en Ravenwood. Se dio cuenta entonces que, aquel niño no pertenecía a la dimensión más sin embargo, lo acogió, cuidándolo y permitiéndole un nombre y su mismo apellido.

La asamblea general de Ravenwood por supuesto que se negó debido a que la líder no podía acoger a lo que era un niño desconocido y que no portaba su sangre, no obstante, ésta los ignoró, desasiéndose luego de aquellos impertinentes seres inferiores que intentaron hacerle cambiar de opinión. La Asamblea General, había desaparecido de la dimensión de un día a otro, ahora… Scarlet era la gobernante autoritaria, todo lo que ella quisiese se hacía, sin rechistar alguno. Aunque claro, la información del niño había quedado en los informes ocultos y familiares, de los cuales, sólo ella y Gerard sabían y es que, aquella información de Frederick, la habían ocultado completamente de los Von Goethe.

La paz de Ravenwood era grandiosa. Ni el gobierno anterior era tan perfecto, Scarlet estaba totalmente al tanto de qué es lo que los habitantes necesitaban, todo aquello que necesitasen, ella se los concedía sin rechistar alguno. Aunque claro, una fisura apareció de pronto en el cielo de la dimensión. ¿Qué era aquello? Pronto había comandado un pequeño equipo para hacerse cargo de una expedición en la cual, recogiesen información de aquel portal hacia otro mundo. Aquello conectaba con una nueva civilización en la cual, aquellos seres desconocidos se hacían llamar humanos. La líder enseguida sintió curiosidad por éstos y es que, tenían unos conocimientos increíbles, además que los avances que poseían eran realmente grandiosos. Si ella se aprovechaba de aquello beneficiaría de gran manera a su dimensión, no obstante, crearía cierto pánico en ésta y es que, aquello era completamente desconocido por lo que, lo mejor sería estudiarlo de mejor manera.

Aunque claro, la dimensión que conocía perfectamente: Theseus Lonwood pronto quiso tomar posesión de éstos al parecer y es que, la grieta conectaba con otros mundos, no sólo con el humano, también lo hacía con la dimensión celestial la cual era Cole St. Clair. Pensó entonces que, si aquellos se hacían posesión de los humanos, Ravenwood estaría en un gran peligro y por sobre todo, el pequeño equilibrio entre las dimensiones el cual, la grieta había roto con su aparición.

Decidió unirse a Cole St. Clair para evitar que Theseus Lonwood tomase posesión de los humanos y, así conllevar la idea de éstos a crear un pactado dimensional en el cual, las cuatro dimensiones se ayudarían. Aunque claro, a Scarlet no le interesa aquel tonto tratado, sólo está en él para beneficio de su dimensión y que ninguna de las otras dos dimensiones tomen posesión del mundo humano.

Relaciones

Generalmente posee una personalidad apacible y distante, totalmente inexperta en los ámbitos emocionales. Aunque claro, posee grandes sentimientos por Gerard Fernández quien es su capitán y mano derecha en el gobierno establecido por ella misma. Con éste generalmente tienden a aparecer ciertos roces emocionales, llegando al grado de sexuales, más sin embargo, no se atreven a iniciar una relación seria ni a expresar sus sentimientos el uno por el otro.

Posee un gran cariño hacia Frederick, siendo éste prácticamente su hermano menor, llamado de ésta manera por ella misma. Y es que, lo quiere al grado de hacerlo de su propia familia, no dudando ni un segundo ni arrepintiéndose tampoco de haberlo acogido en sus brazos aquella tarde en los jardines del castillo.



Líder | 3350 años | Vampiresa | 27/5 | Heterosexual | Erza Scarlet from Fairy Tail


Gerard Alphonse Fernández Gray » not available
Habilidades

Desde pequeño fue predestinado a usar las artes mágicas como sus habilidades y es que, el joven Gerard posee una gran reserva mágica en su interior, completamente diferente a las de un mago común y corriente.

Anteriormente sólo podía controlar los elementos y ejercer con éstos magia elemental, algo muy común para cualquier mago, más sin embargo, luego comenzó a practicar con la magia blanca y, posteriormente con que encerraron parte del espíritu de Vladimir en su interior, pudo controlar la magia obscura, poseyendo ahora un gran poder el cual, aún no sabía controlar.

Con el pasar del tiempo se especializó en todos los tipos de magia existente, siendo ahora el mago maestro de Ravenwood. Así mismo, posee grandes conocimientos acerca de cualquier tema que puedan preguntarle. Millares de conjuros están gravados indescriptiblemente en su mente por lo que, es como un libro ambulante.

De igual manera, su condición física es magnífica. Posee gran rapidez, agilidad y fuerza, además que sabe distinguir perfectamente el aura de cada persona.

Personalidad

Gerard es un muchacho calmado y reservado, cerrado al mundo, no haciendo esfuerzo alguno por cambiar dichas características. Generalmente sus labios se curvean en una sonrisa, no obstante; esto no significa que, dicho gesto sea espontaneo y real. Aquel gesto es como una barrera, la cual, le permite esconder sus verdaderos sentimientos y disfrazar lo que en verdad es. Es una sonrisa que, no describe emoción alguna y, las personas a su alrededor la pueden interpretar de distintas maneras. Su personalidad va desde lo bizarro hasta lo incomprensible. Actúa de diferentes maneras según el ambiente y las situaciones en donde se encuentra. Generalmente es un individuo apacible y sereno, el cual, mayoritariamente se enfrasca en sus cavilaciones, además de estar encerrado en su mundo y realidad mental. Es anti parabólico, no prestándole demasiada atención a lo que las personas piensen, crean o digan de él.

Su sonrisa mayoritariamente inexpresiva es como una ventana a su alma cuando él sonríe verdaderamente, dando cabida a un destello de luz, magnífico y esplendoroso, como los mismos rayos de sol… Así se podría describir su verdadera curvatura de labios que, no obstante, se verá muy pocas y contadas veces en aquel semblante tan subjetivo y exótico. Su mirada es otro factor que describe perfectamente su psicología. Generalmente neutral e inexpresiva que, cuando se altera o se enoja, demuestra gran desprecio y repugnancia. Nunca en sus pupilas azuladas se demostrará tristeza alguna y menos aún incomodidad. Se verá inexpresiva y claramente sumergida en una profunda seriedad, causando que, quienes lo aprecien, tengan cierto temor a siquiera hablarle o murmurar algo en su presencia. Su presencia es de cierta manera misteriosa, no sabiendo nunca qué es lo que está pensando o qué es lo que hará, volviéndolo alguien enigmático.

Gerard posee modales de etiqueta. Sus gestos son sumamente elegantes y al mismo tiempo, casi lentos, demostrando en ellos, de igual manera, cierta arrogancia y jactancia en sí mismo. Algo que no falta en su personalidad es aquel engreimiento desagradable pero que, para él, es evidente el portarlo y es que, al ser el capitán de la dimensión de Ravenwood es incuestionable que se sentirá orgulloso de ello. Es un individuo que dice lo que piensa, sin importar lastimar o hacer enfadar a los que están a su alrededor, más sin embargo, aquello que dice, así sea alguna clase de insulto lo hará lucir de una forma agradable y elegante.

Es un caballero por naturaleza. Tiende a tratar a las damas como las propias princesas o señoritas de la real alcurnia. Sus gestos con ellas serán aún más elegantes y dedicados, tratándolas con delicadez y suavidad, conduciéndolas a lo que él quiere y, cumpliendo algunos caprichos por parte de ellas, más sin embargo, no llegando al nivel que éstas se sientan superiores, siempre dejando su huella y demostrando egocentrismo en ellos, ocultando así la hipocresía con la cual, trata a las personas.

Sumamente despiadado en cuanto a su trabajo se trata. Amante de todo lo perfecto y fiel seguidor de las normas. Aborrece a los que incumplen las leyes y a los que contradicen a la justicia. Aunque claro, él tiene un propio sentido de la justicia el cual, no se deja llevar por lo establecido y, busca su propia ecuanimidad. Estaría dispuesto a hacer hasta lo imposible para lograr el bien de su dimensión.  

Así mismo, al demostrar aquella personalidad tan alejada de los demás seres, en su interior posee un aspecto psicológico más abierto, agradable y al mismo tiempo llamativo, el cual, sólo puede salir a relucir con las personas a las que él considere importantes las cuales, son escasas y contadas. Puede llegar a ser alguien amable y dedicado, teniendo pleno cuidado en qué es lo que dice para no lastimar a nadie con sus finas cuchillas las cuales salen en palabras pronunciadas de sus labios. Amante de la calma y tranquilidad, gusta del silencio y de estar acompañado por alguien en sus momentos de estrés. Portador del romanticismo, dulce y agradable con aquella que atraiga su atención la cual, es evidente que existe y que ha estado a su lado por largos años. Con aquella muchacha es sumamente atento, tratándola como a una reina y demostrando de vez en cuando, aquellos coqueteos que nunca pueden faltar para iniciar una relación.

Historia

Ser el cual, tenía toda la potestad, desde su nacimiento de, encabezar la familia Fernández. Su madre murió mientras daba a luz por lo que, su padre es quien lo crió, el cual, era el capitán de Ravenwood, siendo prácticamente como un vice-gobernante el cual, sólo daba las órdenes y, podía opinar acerca de las decisiones del verdadero líder. Creció recibiendo un duro y brutal entrenamiento para poder ser el representante de su familia. Cualquiera diría que, por lo que estaba pasando era un total infierno más sin embargo, él lo aceptaba debido a que, anhelaba con todo su ser, poder ser alguien en su familia y por sobre todo, recibir la aprobación de lo que era su padre.

Varios castigos recibidos y muchos maltratos eran las consecuencias de no hacer bien su trabajo. Frustrado quiso cambiar aquello pero, al parecer, el destino estaba en su contra. Conoció a una niña, hermosa, al menos para él, con aquel precioso cabello escarlata, sumamente perfecto. Al principio existía cierta rivalidad, la cual, le era de cierta manera gracioso además que se divertía estando a su lado e, intentando ver quién era mejor en todo lo que hacían. Pronto se volvieron grandes amigos, haciendo así que su familia se acercase aún más a la de ella, creando una gran alianza. Su padre aprobó aquello más sin embargo, aún no conseguía su total aprobación debido a que, éste decía que esperaba mucho más de él.

Nuevamente aquella frustración creció en su ser. ¿Qué es lo que debía de hacer? ¿Qué debía de conseguir para aumentar su poder? ¿Por qué estaba predestinado a hacer todo aquello? Era molesto y demasiado, tanto así que, a su adolescencia, decidió el pedirle ayuda al líder de la dimensión, sin que su padre se diese cuenta. Gerard le pidió poder, arrodillándose ante éste y rogándole por conseguir aquello. Fue una mala idea… Eso es lo que tenía que haber pensado antes de pedirle aquello imposible a ese hombre tan despiadado y repugnante.

El líder Von Goethe aceptó sus deseos, ocultando tras de sí lo que eran sus planes malévolos los cuales, tenía que ejecutar si o si para así, poder preservar el poder de la dimensión y que Ravenwood tomase el control de las demás dimensiones. Existía un mago legendario el cual se decía que su espíritu, junto con su razón de ser y todo el poder que tenía en su interior, se encontraba guardado en una gran roca en la cual, a quien encadenasen en ella y lograsen realizar el conjuro, el espíritu encarnecería en él. Aunque claro, tenía sus altas y bajas. El cuerpo sólo sería un recipiente para él, haciendo que el otro espíritu propio del cuerpo, muriese, logrando así poseer por completo lo que sería, su lugar ahora de existencia.

Aquello era algo que Gerard no sabía. Él iba a morir y le daría su cuerpo al hechicero legendario Gilbert Mitternacht el cual, había sido decapitado por masacrar a una gran población hacía demasiados años atrás. Aunque claro, el muchacho estaba sumamente afligido debido a que, no conseguiría su poder mediante sus esfuerzos si no que, se los darían así como así. Se sentía como un idiota… El cual no podía hacer nada por sí mismo. Aquella actitud hizo que su mejor amiga Scarlet se preocupase pero, él no quería decirle nada acerca de lo que estaba a punto de hacer, no obstante, su padre enseguida se había enterado de aquello y, le informó que, lo que intentaba hacer, haría que quizás muriese, sólo eso. Por otra parte, aquello no le había hecho cambiar de opinión, si bien, su padre ni se inmutaba en detenerlo debido a que, era un sacrificio que debían de aceptar por el bien de Ravenwood.

El momento preciso llegó, encadenado a aquella gigantesca piedra, pronto iniciaron el conjuro que atraería a Gilbert. Un aura densa rodeó el lugar, haciéndolo lucir lúgubre y tenebroso. El líder y el capitán sintieron unas leves nauseas y es que, aquel hechicero era aún más poderoso que ellos mismos. Invocaron al espíritu y luego intentaron encerrarlo en el cuerpo de Gerard, era algo muy fuerte, tanto así que el cuerpo del joven si recibía un poco más de presión, podría comprimirse al grado de destruirse por sí solo, aunque claro, Scarlet intervino en aquello, logrando que el espíritu regresase a su lugar más sin embargo, la mitad del cuerpo espectral de aquel ser se había almacenado en el cuerpo del joven hechicero, haciéndolo notar de aquella manera, la extraña marca que había aparecido en su ojo derecho.

Scarlet sólo recordó que no había podido salvarlo más sin embargo, lo pudo lograr, aunque luego de ello, cayese inconsciente debido a la densa aura que estaba presente. Gerard por otra parte, había tomado un camino distante, aún continuaba siendo él mismo pero, con un gran poder el cual, aún no sabía el cómo manejar. Por esa causa, no quería acercarse hasta su mejor amiga, por temor a que aquel poder de repente saliese y la lastimase sin que él quisiese hacerlo y es que, nunca en la vida podría lastimar a aquella joven a la cual, le había tomado tanto cariño.

Aunque claro, aquella muchacha no se rindió después de intentarlo tanto… Era persistente, trataba de ayudarlo en todo lo que podía, estaba con él a cada segundo que su padre se lo permitía y por sobre todo, le obsequiaba el regalo más grande, la plena confianza en la que él, podía desahogarse. Él por su parte, trataba de controlar todo su poder, por el bien principalmente de Scarlet, para no lastimarla jamás y poder cuidar de ella. Así pasaron unos años, al final, la muchacha logró que Gerard volviese a ser el mismo.

A su mayoría de edad, aún continuaba con sus entrenamientos y educación. Su padre aún estaba en el puesto de capitán, siendo luego éste destituido por Scarlet la cual, luego de unos días en el poder, realizó una asamblea con el consejo de Ravenwood en la cual, asignó el cargo de capitán dimensional a Gerard Fernández. Aquello sinceramente lo había tomado desprevenido y es que, en ningún momento ella le había informado y/o preguntado si estaba dispuesto a aceptar aquel puesto, sin embargo… No se opuso al cambio que estaba a punto de dar.

Al final, se convirtió en el imponente capitán de Ravenwood, teniendo gran control sobre sus poderes y por sobre todo, en sus habilidades mágicas, sabiendo acerca de todas las formas de magia existentes así como también, teniendo gravados perfectamente en sus pensamientos, los millares de conjuros y hechizos que había aprendido con el pasar del tiempo.

Aunque claro, aún Scarlet continuaba sorprendiéndole. De un día a otro, luego de ya tener algunos años en el poder, llegó hasta él con un niño al parecer, casi recién nacido en sus brazos. Su primera impresión acerca de eso fue: ¿Acaso había estado embarazada en algún momento? Y por supuesto, fue algo que le preguntó directamente a la muchacha a lo cual, la respuesta fue casi un grito y una gran patada con una negativa actitud. Con aquello ya tenía sus dudas resueltas.

Pronto la joven no tardó en adoptar al niño, explicándole el caso y, cavilando luego que aquello era un riesgo muy difícil de tomar pero que sin embargo, ella no quería desistir. Sólo tenía la opción de apoyarle y, así lo hizo. Scarlet por su parte, luego de no obtener la aprobación de la Asamblea General, los eliminó, debido a que ésta demostraba una apariencia autoritaria en la cual, nada ni nadie podrían negársele. El niño recibió el nombre de Frederick y posteriormente el apellido Von Goethe.

La líder de Ravenwood le encargó la misión a Gerard de instruir al pequeño el cual, poco a poco y a la vez muy rápidamente, iba creciendo. El capitán al saber quién era aquel muchacho, le enseñó las artes mágicas que él mismo practicaba y es que, Frederick ocultaba ser algo más que un simple huérfano. Así pues, lograron camuflajear su aura de cegador de almas, permitiendo que él aprendiese todos los hechizos y conjuros necesarios para así, convertirse en un mago artificial que al mismo tiempo, tenía gran poder.

Los años marcaron el pasado y ahora, el gobierno que promovía Scarlet era pleno y pacífico, dándole una vuelta de ciento ochenta grados al que su padre había establecido, siendo éste mejorado y que estaba para el bien de su pueblo. No obstante, aquella calma no permaneció por demasiado tiempo. Una extraña grieta apareció de la nada en el cielo de Ravenwood, alterando así a los habitantes e inquietando al gobierno. Pronto la líder no tardó en enviar un equipo de reconocimiento hasta ese lugar. Obtuvieron la información de que, se trataba de una fisura que conectaba su dimensión con otras tres.

Al principio Gerard pensó que aquello no era relevante más sin embargo, un raro presentimiento crecía cada vez más en Scarlet quien ya totalmente informada de lo que se encontraba fuera de su dimensión, estaba dispuesta a tomar medidas y, así fue, en cuanto Theseus Lonwood atacó el mundo humano, Ravenwood se alió con Cole St. Clair y así, lograron impedir que la primera dimensión, tomase control de los humanos.

Gerard sabía perfectamente qué es lo que pensaba Scarlet por lo que, estaba dispuesto a ayudarla en cualquier cosa que pudiese y ella pidiese. Y así, luego de aquel incidente fue cómo el tratado dimensional se inició, logrando así una quizás, efímera paz entre las cuatro dimensiones y es que, Ravenwood sabía perfectamente que, si Theseus Lonwood o Cole St. Clair tenían control sobre los humanos, romperían la pequeña tranquilidad que la fisura había roto.

Relaciones

Calmado y apacible, generalmente se comporta de esa manera estando junto a Scarlet la cual, influencia gran tranquilidad en cuanto está en confianza. Los dos poseen una gran amistad, siendo prácticamente inseparables, ayudándose mutuamente en lo que necesiten o estén obligados a hacer. Aunque claro, en la relación de estos dos jóvenes existe algo más que una simple amistad. En varias ocasiones han tenido roces los cuales demostraban que tanto el uno por el otro sentían cierta tensión tanto sentimental como sexual.

No obstante, aquellas facetas no indican nada en contra de su labor como capitán. Es sumamente responsable y estricto en lo que respecta a su trabajo, enseñándole éstas cosas de igual manera a Frederick, el joven con el cual, lleva una gran amistad, casi de hermandad y es que, prácticamente él junto con Scarlet, fueron quienes criaron a aquel muchacho.



Capitán | 3353 años | Hechicero | 23/11 | Heterosexual | Jellal Fernandes from Fairy Tail


Frederick Johann Von Goethe
Habilidades

Desde pequeño tuvo la obligación de ocultar sus poderes de shinigami, aunque claro, ni él mismo sabe que pertenece a aquella raza, más sin embargo, Gerard y Scarlet lo saben perfectamente, haciendo así que se transformase en un mago artificial. Su poder principal es el de la telequinesis, mejor conocido como la Magia sobre la Gravedad. Las habilidades que posee de su poder son: Atraer, levantar o hacer levitar objetos, así como también a él mismo.

Crear campos de fuerza, que se pueden clasificar más como una barrera protectora.
Así como crea la barrera, puede hacer que ésta estalle a su alrededor, afectando a los que se encuentren a su alcance.

Puede hacer que una fuerte gravedad aparezca en el ambiente, haciendo que, las personas a su alrededor, automáticamente se estrellen contra el suelo.

Concluyendo con todo, tiene pleno control sobre la gravedad y todo lo que se considere como físico, ejerciendo de igual manera conjuros para ellos.

Además de ello, posee sus poderes originales de Shinigami los cuales, sólo salen a relucir en cuanto éste ha llegado a su estado crítico, en el cual, pierde toda conciencia y se deja llevar por la frustración, impotencia, enojo y rabia, pudiendo manejar las sombras y hacer aparecer una gran guadaña extremadamente filosa.

Personalidad

Es un muchacho alegre y travieso. Posee una personalidad muy compleja ya que, se contradice la mayoría del tiempo en su forma de ser. Lo primero que se puede percibir en su presencia es su gran entusiasmo además de ser muy amistoso y relajado. Generalmente se le verá haciendo cualquier cosa para no aburrirse ya que, aquello realmente le es demasiado tedioso. Es de las personas que no pueden estar quietas en un solo lugar. Él tiene que estar haciendo algo o si no, no podrá estar quieto, buscando la solución a su aburrimiento. Ello lo hace claramente hiperactivo aunque, eso es algo que ciertamente no le molesta y le gusta de él mismo. Mayoritariamente se le verá con una sonrisa tranquila en su rostro, la cual describe el sentimiento de amistad y paz. Aquel gesto le permite acercarse a las personas en cuanto él lo desee. No le molesta estar rodeado de individuos, más bien, aquello le agrada. Es alguien claramente social en todo el sentido de la palabra. Gusta de hacer amistades y forjar grandes lazos que perduren con el tiempo aunque, no ha podido lograrlo debido a su ajetreada vida.

Es extremadamente alegre, a veces contagiando dicha alegría a los demás. Puede ser infantil aunque, esto no implica que su grado de seriedad sea superficial. Es alguien terco por naturaleza. Generalmente se enfrasca en sus cavilaciones, saliendo pocas veces de esta y no logrando casi nunca que le contradigan. Odia que no le den la razón por lo que, siempre estará buscando el tenerla. Aquello lo hace ciertamente difícil de influenciar ya que, sólo cree en lo que él piensa y en nadie más. Algunos momentos desconfiado aunque es normal ya que, aquello siempre lo tiene alguien en su ser; contradiciendo esto a la forma de ser de él dicha anteriormente la cual, es amistosa. Puede ser despistado, no teniendo sentido alguno de la orientación, haciendo esto que algunas veces se meta en problemas.

Cree profundamente en sus ideales, forjados con el pasar del tiempo. Los valores que ha aprendido, han quedado gravados profundamente en su ser. Aunque, piense que, esas enseñanzas no las aprecian los humanos ya que, ha podido apreciar con toda su existencia todo lo que aquellos seres vivos se han hecho los unos a los otros, propagando el odio y la tristeza, odiándolos de vez en vez ya que, no valoran lo que tienen. Creyente de la justicia y de las casualidades quizás ya que, lo que él no esperaba que sucediese, sucede sin aviso alguno, llamando a aquello inevitablemente una casualidad.

Es coqueto e inevitablemente juguetón. Gusta de jugar con las personas, agregándole así diversión a su vida, algo claramente injusto y contradictorio en su forma de ser. Aunque claro, todo lo que tenga que ver con su persona es algo bizarro y perfectamente contrario a lo que aparenta. Gusta de crear situaciones divertidas en las que él sea el dominante. Si observa algo que le guste, inevitablemente lo toma o lo marca como suyo. Generalmente es alguien libertino el cual, se le verá algunas veces acosando a alguien. No teme decir lo que verdaderamente piensa, algo demasiado bizarro en él, haciendo esto que sea impactante ya que, es anti parabólico a los comentarios de los individuos a su alrededor. Es alguien atrevido que no temerá en acercarse a alguien y conquistarle.

Aunque claro, bajo aquella manta agradable, se esconde alguien verdaderamente bizarro y degenerado, sólo que lo oculta con algo, si se pudiese llamar, superficial. Realmente Frederick es alguien sádico y que no le teme a nada. Su renacimiento lo ha transformado en alguien frio y extraordinario. No siente dolor y no tendrá remordimientos si hace sufrir a una persona, es más, aquello le causa éxtasis. Puede ser considerado como alguien sin sentimiento alguno ya que, no tendrá pena alguna en quitarle la vida alguien. Si le insultan, sólo ignorará aquel comentario y seguirá con su camino. Es alguien fácilmente de aborrecer. Es frío cuando la situación lo amerita, creando diferentes y demasiadas expectativas del momento en donde se encuentra. Se centra principalmente en cómo actuarán los entes a su alrededor, gustando de predecir sus movimientos y gestos.

En el ámbito amoroso, Frederick es alguien realmente apasionado, el cual, jamás podrá aburrirse de su pareja y si lo hace, él lo admitirá y se lo hará saber a su acompañante para no dañarle en ningún momento. Si el amara a alguien, sería ciertamente comprensivo y cuidaría de aquel ser con su vida propia. Sería el activo y la persona demandante, claramente libertino pero para nada infiel. Su libertad se basará en intentar crearle celos a su pareja, para que esta demuestre facetas diferentes a la que aparenta.

Historia

Originario de la dimensión de Theseus Lonwood. Es el producto de un matrimonio de Shinigamis de sangre pura, convirtiéndolo a él en un perfecto cegador de almas, sin pizca alguna de sangre de alguna otra raza. Se decía que éstos seres eran uno de los linajes más poderosos existentes, teniendo gran poder consigo, siendo llamados algunas veces, deformaciones de la realidad debido a que éstos generalmente representaban la muerte. La madre de Frederick era la próxima heredera del reino, estando su familia en el poder durante un largo período de tiempo. Su esposo en cambio, tenía gran potestad en aquella dimensión, siendo prácticamente la familia más cercana a los gobernantes para esa época.

El mandato que establecía el gobierno de Theseus Lonwood era sumamente estricto, no teniendo compasión alguna de todos aquellos errores que sus habitantes o ellos mismos realizasen; cada uno recibiría su castigo dependiendo de qué es lo que había hecho. Más sin embargo, la madre de Frederick fue criada de una manera distinta a lo que su padre establecía en aquel gobierno. Ella en cambio, era más dulce e ingenua, con una personalidad apacible y de fácil influenciar. Su matrimonio junto con el padre del que luego sería designado con el apellido de los Von Goethe, era sumamente perfecto, existía una plena confianza entre todos los integrantes de la familia, no habiendo errores algunos y llevando todas las leyes de la dimensión a cabo, sin infligir alguna.

Aunque claro, no todo es color de rosa. Lach di Nucci tenía otros planes… Él era el capitán para ese período y, ya cansado de seguir siempre las mismas órdenes del padre de la próxima heredera, decidió actuar. Para esos tiempos ya Fred había nacido, teniendo unos pocos días desde su salida a la luz. Lach comenzó un romance con la madre de Frederick, y es que, aquella mujer era apacible y de fácil influenciar, dejándose llevar por los encantos de aquel despreciable hombre, cayendo ante sus pies y al fin, siguiéndole la corriente con aquello que él había planeado, aunque claro, no enterada de que aquello la iba a llevar a su mismo fin.

Tuvo un romance con el capitán y mano derecha del líder, embarazándose luego de otro ser, el cual, sería un híbrido entre una shinigami y un demonio. Dejó entonces de lado a su familia, locamente enamorada de Lach. Apenas Theseus nació, la situación empeoró. La mujer apartó de su lado a su familia y a su esposo, todo para cumplir sus fantasías amorosas con el capitán de la dimensión.

La familia pronto entró en crisis debido a que ella sería la próxima heredera de Theseus Lonwood, no cambiado su comportamiento y haciendo que todos los integrantes de aquel gobierno se preocupasen. ¿Qué harían con una persona a la que no le importa siquiera su familia y esposo? Alguien así no podría gobernar la dimensión. Cavilando una buena solución a todo aquello, Lach decidió hacer su movimiento.

Todo su ejército rodeó de pronto el castillo familiar, iniciando así un golpe de estado. Lach por su parte, se adentró hasta el edificio, dirigiéndose exactamente a acabar con el líder, lográndolo fácilmente debido a que todas las fuerzas de ayuda estaban bloqueadas. La madre de Frederick huyó junto con él y lo que era su otro hijo llamado Theseus. Aunque claro, no pudo hacer demasiado debido a que el último se lo arrebataron de las manos, huyendo ahora con lo que era Fred.

Dante, uno de los cómplices del golpe de estado dado por Lach fue detrás de la madre de Frederick, mientras que esta lograba siquiera escapar, el demonio la consiguió, haciendo que ella tomase unas medidas precipitadas. Debido a ser la próxima heredera del trono, le habían enseñado a abrir portales hacia otros lugares, ésta por su parte, abrió un portal, colocando allí a Frederick, siendo éste llevado a una dimensión desconocida para cualquiera. En ese mismo instante, fue brutalmente asesinada por el próximo capitán de Theseus Lonwood.

Frederick había dado a parar en la dimensión bestial denominada como Ravenwood. Se podría decir que tuvo gran suerte debido a que la Líder de aquella dimensión se encontraba dando un paseo por el lugar, tratando de encontrar calma por los alrededores del castillo. Ella lo encontró ahí, entre los arbustos y plantas. Su rostro demostró gran sorpresa y es que, el conseguirse a un niño pequeño en los jardines no era nada común. Pronto lo acogió en brazos, sintiendo aquella extraña aura y/o presencia tocar su piel. ¿Qué era aquello? Parecía un ser de otro mundo o dimensión.

En su momento, la Asamblea General de Ravenwood no aceptó el que la Líder criase a un niño que ni siquiera tenía la sangre de los Von Goethe, para ellos les resultaba repugnante y asqueroso, más sin embargo, Scarlet los ignoró y posteriormente eliminó a la Asamblea, siendo ahora la líder autoritaria de toda aquella dimensión. El joven shinigami fue nombrado con el pseudónimo de Frederick, obteniendo luego el apellido Von Goethe. La pelirroja le asignó la misión a Gerard, el capitán de Ravenwood, el que le enseñase las artes mágicas que él mismo practicaba, explicándole el asunto, haciendo que él quedase perplejo. Más sin embargo, él no se negó, comenzando luego con su labor cuando Fred ya apenas era un niño.

Cuando ya Frederick había crecido, siendo ahora un niño, él no comprendía qué era aquello de las artes mágicas y es que, sería grandemente difícil debido a que en su interior no existía reserva de magia alguna, más sin embargo, con toda aquella práctica, una pequeña reserva se fue formando en su interior, además que, recibía los tratamientos necesarios para eso. Pronto se convirtió en un mago artificial, ocultando así, su verdadera raza.

La relación que había establecido con Scarlet y Gerard era magnífica y es que, se podría decir que éstos dos fueron quienes lo criaron, adoptando una figura de padres pero que, eran como hermanos mayores para el joven. Los años fueron pasando y él iba incrementando su poder con la ayuda de Fernández quien lo hacía pasar por prácticas continuas. Entre esos duros entrenamientos perdió su ojo derecho, aunque, aquello no hizo que se detuviese para encontrar al fin sus habilidades predestinadas.

A su adolescencia pronto aprendió a dominar las artes mágicas, teniendo entre su poder la magia elemental aunque en su estado inicial, no muy poderosa y prácticamente inservible, desviándose más hacia el lado de la magia sobre la gravedad. Aunque claro, en ese período no tenía perfectamente controlado sus poderes.  

Los años nuevamente marcaron el pasado y se vivía en una paz plena en Ravenwood, todo gracias al gobierno de Scarlet el cual hacia cumplir todas las reglas establecidas. No obstante, algo inesperado sucedió, de un momento a otro una grieta apareció en el cielo, siendo enviado él junto con un grupo especializado a ver de qué se trataba. La verdad era que, era un mundo diferente al de que él provenía. Sorprendido, en poco tiempo regresaron, informándole todo lo que habían visto a su hermana mayor, la líder de Ravenwood.

Su hermana junto con Gerard le informó que, ellos se encargarían de todo aquello. Iniciado luego el tratado dimensional, Frederick fue designado como el representante de Ravenwood en el mundo humano, siendo ahora estudiante de la academia.

Relaciones

Posee un gran respeto hacia Scarlet y Gerard, más sin embargo sus bromas no son de hacerse faltar. Tiene una gran confianza con éstos dos, especialmente con la que ahora es su hermana. Generalmente está de su lado, ayudándola en todo lo que ella necesite. Cuando el capitán está cumpliendo algunas misiones, Frederick es quien se encarga de su puesto mientras está ausente, brindándole toda su ayuda a la Líder la cual, no se hace de rogar.

Con Gerard es una relación de hombre a hombre, realmente son grandes amigos, además que, Frederick es quien interviene entre ellos dos, creando aquellas situaciones incómodas en las que ayuda de igual manera a que éstos cavilen más sobre los sentimientos que se tienen el uno al otro. Podría decirse que es quién ayuda a que la Líder y el Capitán se den cuenta de sus propios sentimientos. Generalmente les hace bromas pesadas en las cuales, no se sabe el cómo van a reaccionar.



Representante | 303 años | Shinigami - Mago Artificial | 01/08 | Heterosexual | Lavi from D. Gray Man






Última edición por Montesquieu Academy el Sáb Jul 06, 2013 8:35 pm, editado 5 veces
avatar
Montesquieu Academy
Academia
Academia

Mensajes : 62

Volver arriba Ir abajo

Re: Ravenwood [Personajes Canons]

Mensaje por Gerard F.Gray el Lun Feb 18, 2013 10:11 am

Deseo hacer prueba de rol, para el personaje cannon: Gerard Alphonse Fernandez Gray

Gracias.
avatar
Gerard F.Gray
Hechicero
Hechicero

Mensajes : 14

Volver arriba Ir abajo

Re: Ravenwood [Personajes Canons]

Mensaje por Frederick Von Goethe el Jue Feb 28, 2013 5:05 pm

Buenas. Vengo a pedir el permiso de prueba de rol para el personaje: Frederick Johann Von Goethe, espero la pronta respuesta, gracias.
avatar
Frederick Von Goethe

Mensajes : 1

Volver arriba Ir abajo

Re: Ravenwood [Personajes Canons]

Mensaje por Montesquieu Academy el Jue Feb 28, 2013 8:07 pm

Bien, ya tu prueba ha sido publicada, pasa por el siguiente link para que puedas realizarla. [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar
Montesquieu Academy
Academia
Academia

Mensajes : 62

Volver arriba Ir abajo

Re: Ravenwood [Personajes Canons]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.